“Estamos Estancados en Medio del Río Debido a la Financiación”

Written

“Estamos Estancados en Medio del Río Debido a la Financiación”

Mario Jauregui de Spindle Cooling and Warehousing ha tenido que juntar fondos para su compañía de logística internacional.
Mario Jauregui, socio gerente de Spindle Cooling and Warehousing en San Luis, Arizona. | Caitlin O’Hara
Elige su idioma:

English | Español

En una encuesta a más de 5,000 empresarios, un estudio de Stanford GSB encontró que los dueños de negocios latinos enfrentan discriminación cuando se trata de obtener financiamiento. Stanford Business entrevistó a cuatro de estos dueños de negocios, y esta es una de sus historias.

Es difícil decir qué ha sido más desafiante para Mario Jauregui: importar y exportar productos perecederos en una de las fronteras más turbulentas del mundo, o encontrar el financiamiento para hacer crecer su negocio.

Como socio gerente de Spindle Cooling and Warehousing, basado en San Luis, Arizona, Jauregui ha utilizado financiamiento de fondos de capital de su vivienda, préstamos de bancos grandes y pequeños, y dinero de prestamistas usureros. Ahora, 13 años después, enfrenta otro desafío.

“En este momento, estamos en medio de un gran crecimiento en la empresa, pero estamos estancados en medio del río debido a la financiación,” dice el.

Necesitamos la inversión de capital de un lugar donde la gente entienda nuestro negocio, que pueda ver que somos sólidos, que estamos avanzando.
Mario Jauregui

Nacido en la pequeña ciudad de Ostotán en Jalisco, México, Jauregui emigró a los Estados Unidos cuando era niño y se graduó de la Universidad Estatal de Arizona con una licenciatura en administración de negocios. En el 2006, mientras trabajaba como agente de aduanas, uno de sus clientes, el propietario anterior de Spindle, le preguntó si consideraría una empresa conjunta para comprar la compañía de la bancarrota. Su costo sería de $100,000.

“Para nosotros era mucho dinero, pero afortunadamente nuestra casa se había apreciado mucho y pudimos obtener una línea de crédito del banco,” dice el. “Lo compramos por $650,000. El financiamiento fue difícil, pero valía $2 millones a $3 millones en ese momento así que fue muy buen trato.”

Hoy en día, Spindle es una empresa internacional de logística, transporte y almacenaje especializada en productos agrícolas. Tiene alrededor de tres docenas de empleados y está valorado entre $6.7 y $7 millones, dice Jauregui. Con gran parte de sus envíos que viajan entre los EE. UU. y México, la compañía debe garantizar que cada carga cumpla con las demandas de una amplia gama de agencias gubernamentales, incluidas las Aduanas y Protección de Fronteras de los EE. UU., La Administración de Alimentos y Medicamentos y el Departamento de Agricultura, así como sus homólogos mexicanos. Jauregui y su equipo se reúnen regularmente con clientes en ambos países.

“Vivimos en una pequeña comunidad,” dice Jauregui. “Si no hiciéramos todo esto, no lo lograríamos. Pero ahora porque somos muy especializados, es muy difícil competir con nosotros.”

La compañía nunca ha perdido dinero, pero el financiamiento no siempre ha sido fácil, dice Jauregui. Cuando el segundo negocio de producción de su socio fracasó en 2010, Jauregui se vio obligado a trabajar con los bancos para consolidar las compañías, lo que le dio un edificio adicional que pudo usar para espacio adicional para almacén y aumentó su hipoteca de $400,000 a $2.6 millones. Después, se encontró con otro desafío, cuando tuvo que comprar un sistema de estantería de $150,000. Con pocas opciones, tomó dinero prestado a través de una compañía que encontró en un anuncio.

“Hemos trabajado con Wells Fargo, con Chase,” dice el. “A veces están ahí para nosotros y otras simplemente no. En este caso, tuvimos que buscar el dinero costoso para comprar equipos, pagando más del 17%.”

Jauregui ahora está tratando de financiar un congelador de 25,000 pies cuadrados, proyectado a aumentar la base de clientes y los ingresos de la compañía, pero no ha podido obtener financiamiento a pesar de las garantías y la rentabilidad continua de la empresa.

“Aquí es donde fallan muchas empresas — simplemente se dan por vencidos,” dice el. “Encontraremos la manera de hacerlo realidad. Necesitamos la inversión de capital de un lugar donde la gente entienda nuestro negocio, que pueda ver que somos sólidos, que estamos avanzando, haciendo crecer el negocio, empleando a más personas. Esperemos que estas compañías grandes de préstamos consideren asociarse con nosotros. Creo que esto es lo que falta, tal vez porque no se han tomado el tiempo para entendernos y entender lo que hacemos aquí.”

For media inquiries, visit the Newsroom.
Explore More

Insights

Benjamin Fernandes. Credit: Drew Kelly
March 1, 2019
Written

Bringing Bankless Banking to East Africa

Tanzania’s Benjamin Fernandes took his Stanford MBA and went home.

Insights

Dee Ann Espinoza, fundadora y directora ejecutiva de Espinoza Consulting Services. Foto por: Minesh Bacrania
January 25, 2019
Written

“La Discriminación es Fácil de Ocultar Para los Prestamistas”

Dee Ann Espinoza utilizó tarjetas de crédito, fondos personales y otros fondos alternativos para crecer su negocio de consultoría ambiental de 30 personas.

Insights

Maria Ureña, propietaria de King Automotive Services en Moreno Valley, California. Foto por: Alyson Aliano
January 25, 2019
Written

“Veo a Otros Que Escalan y Me Pregunto Qué Están Haciendo Diferente”

En los 18 años que Maria Ureña ha dirigido King Automotive Services, el financiamiento de la empresas ha sido completamente personal.